Lo que hay detrás de la pelea entre Miguel Angel Pichetto y José Luis Espert

Lo que hay detrás de la pelea entre Miguel Angel Pichetto y José Luis Espert


Se supone que de acá a un año podrían ser aliados. Los dos son hombres blancos y heterosexuales que comparten ciertos rechazos por las minorías. No obstante, protagonizaron una guerra de insultos ubicada en la extrema derecha. De un lado del ring, Miguel Angel Pichetto, ex candidato a vicepresidente de Mauricio Macri, autor de frases contra los inmigrantes que reitera hasta hoy. Del otro lado, José Luis Espert, quien invitó a «hacer queso gruyere» a los delincuentes poco antes de varios casos de gatillo fácil. Pese a las similitudes, son dos a no quererse: Espert le dijo a Pichetto que es un «ser inmundo» y que «cualquier bondi» lo deja bien. Pichetto sugirió que Espert tiene vínculos con el narcotráfico. No le va a ser fácil a Patricia Bullrich reunir a ambos en una misma coalición, sobre todo si los ultraliberales siguen haciendo estas maniobras para diferenciarse de Juntos por el Cambio.
Lo que está de fondo es la pelea por el electorado entre Juntos por el Cambio y Avanza Libertad: Espert jugó una carta para mostrarse como un dirigente «antipolítica» frente a Pichetto, que hace décadas que transita el Congreso y otras instituciones estatales (ahora integra la Auditoría General de la Nación). Para esto, Espert retomó unas declaraciones que había hecho Pichetto en que  sostenía que los tuits de Joseph Stiglitz contra el FMI estaban “pagos por el Gobierno” y aseguró que el premio Nobel de Economía “decía pavadas”. Espert no vino al socorro de Stiglitz, sino que aprovechó la oportunidad para comenzar una pelea con todo el barro que encontró.
«Qué tipo inmundo sos Miguel Pichetto. Sos cualquiera. Cualquier bondi te deja bien. Cuando estabas con Cristina, tenías sueños líquidos con Stiglitz ¿No te acordas? Dale, hacé memoria. En el sector privado, en el mundo del laburo y el mérito, ni el salario mínimo ganarías», le tiró un uppercut Espert, quien busca pararse como el defensor de la meritocracia privada ante una «casta política», que incluye a Pichetto.

El auditor no esperó demasiado para contragolpear, también con todo lo que tenía. Le contestó a Espert con una denuncia por supuestos vínculos con narcos. «Diputado Espert: hay un bondi que no me deja bien, y ese es el del vínculo con narcos que prestan camionetas blindadas Jeep Grand Cherokee negras y aviones privados», afirmó el ex candidato a vice de Macri.

Con ese tweet, Pichetto se refirió a una vieja denuncia que vincula a narcotraficantes como financistas de la campaña presidencial de Espert en 2019, sobre todo a partir de la detención de Federico “Fred” Machado, acusado por la Justicia de Estados Unidos de integrar una banda internacional
narcotraficante, con sede en siete paises de Centroamérica. Ante el mensaje de Pichetto, Espert respondió que fue una «opereta», sin dar más detalles. 

«Big Mike, sabés perfectamente (después de transvestirte a Juntos) que esa fue una opereta cuando los liberales, según tus nuevos amiguitos, éramos funcionales a los K, tus ex amos, ¿te acordás?», sostuvo, pese a que -en los hechos- Espert fue investigado por la Justicia Electoral a raíz de su vínculo con Machado. «La patria planera que creaste, mantener fueros a Cristina para no ser enjuiciada por la AMIA», siguieron los reproches de Espert a Pichetto.
No hubo, después de ese, más intercambios. Pero cada uno hizo su balance de la pelea. Del lado de Pichetto ocurrió en un reportaje con FM Futurock: «Prefiero dejarlo ahí. Espert no es ni mi adversario ni mi enemigo. Creo que estamos en un mundo de ideas bastante cercano», recordó el dirigente aliado de Macri y Bullrich, quienes buscan sumar a Espert y a Javier Milei a una eventual alianza en 2023.
No obstante, el auditor justificó sus respuestas, que fueron al mismo nivel que las de Espert: «Si te agravian y te ofenden, te obligan a dar respuesta». No obstante, Pichetto aseguró que él no usa «el mecanismo del agravio», aunque en este caso –sostuvo– se vio obligado a devolver los golpes. «En política no se puede tener un millón de amigos», concluyó.
Pichetto, político profesional, no obstante, aprovechó para dejarle un desafío envenenado a Espert. Dijo que, ya que ahora es diputado, «tiene un compromiso en el Congreso. Vamos a ver cómo trabaja porque siempre critican desde afuera. Tiene una oportunidad de demostrar y ver cómo es eficaz», concluyó Pichetto. Un llamado a que muestre los supuestos méritos de los meritócratas, pero ahora en la actividad parlamentaria.
Espert, por su parte, sacó también sus conclusiones del cruce, pero lo hizo en Twitter, medio en el que se siente más a gusto. «El cruce con Pichetto es anecdótico. El tema profundo es marcar la diferencia entre los que viven de la política cambiando de color como camaleones destruyendo un país y los que queremos usarla en pos de reconstruirlo para la gente de bien, diciendo siempre lo mismo», afirmó Espert.

La conclusión remitió claramente a la intención que tuvo Espert al iniciar la pelea con Pichetto: marcar la diferencia de su espacio «nuevo» de extrema derecha con Juntos por el Cambio, que alberga a «los que viven de la política», en oposición a otros que sortean sus sueldos de diputados en shows públicos en la costa, como hizo Milei. 

Fuente: https://www.pagina12.com.ar/397687-lo-que-hay-detras-de-la-pelea-entre-miguel-angel-pichetto-y-

About the Author

Deja un comentario

You may also like these